Les secundaries saltamos los torniquetes, los partidos del pacto nos imposibilitan de participar

Por Iara Vera Bravo en el periódico Alternativa Anticapitalista Nº5

A pocos días del plebiscito y en medio de un proceso que tendrá lugar tres grandes eventos que involucran la participación electoral. Les secundaries decimos más fuerte que nunca: no seremos ignorados ni callados. Nosotres iniciamos la rebeldía, nosotres tenemos que estar.

Insumisas y insumisos con derecho a participar

Les secundaries fuimos quienes prendimos la mecha e iniciamos la rebelión del 18 de octubre con el histórico salto de torniquetes, contagiando a todo un pueblo hastiado y cruzando las fronteras que oían nuestros impulsos de cambios.

Cuestionamos y luchamos en primera línea contra estos 30 años de miseria del sistema capitalista-neoliberal pactado con la dictadura sangrienta de Pinochet y sostenido durante años por la Derecha y la ex Nueva Mayoría. Ahora el Frente Amplio, el Partido Comunista y los partidos que han gobernado al alero de la constitución pinochetista nos dejan fuera de la constituyente ¿la razón?, es por que les damos cara a un sistema que nos quiere dejar sin futuro. Veamos:

Educación: negocio lucrativo en manos de una minoría capitalista, existen colegios de ricos y otros para pobres, mientras que con pruebas segregadoras nos impiden entrar a la U. Y si lo logramos, una vez más el negocio especulativo ante un derecho básico.

Represión: los pacos fiel guardianes del capital, a los palos contra las acciones rebeldes de la juventud. La criminalización permanente como acto de coerción ante una generación que cuestiona todo.

Precarización: ¿vivienda?, ¿trabajo? Somos una generación que no puede garantizar una vivienda como nuestros padres y si hablamos de trabajo… Rappid, call-center. Mal pagados, peligrosos y alienantes.

Existe una alternativa a esta agenda del capital hacía la juventud, aunque involucra movilización y una constituyente democrática que podamos participar y que sea libre para discutir sin limites todo lo necesario. Un cuadro que sí o sí necesita confrontación contra el 1%, los partidos del pacto protegen sus intereses.

En fin, la hipocresía … del malmenorismo

Hablemos de la legalidad de este modelo, según la ley N° 20.084 del estado chilensis, desde los 14 años de edad ya eres considerado una persona imputable. Totalmente absurdo, pues se nos aplica esta ley de responsabilidad, pero al mismo tiempo se nos imposibilita la oportunidad de participar dentro de la sociedad con el pobre argumento de «eres muy cabro chico para ser considerado un ciudadano». el Pacto ratifica esta situación, mientras hay compas menores de edad presos por luchar, los pacos lanzan a un secu por un río.

Hay sectores como el Frente Amplio y el Partido Comunista que nos dicen “la derecha es fuerte, hay que negociar”. Ellos, los malmenoristas consagrados, buscan excusas absurdas para mantener las cosas tal como están y contrariamente a cualquier discurso de izquierda, terminan dando todos los atributos a la derecha. Es por eso que hay que hacer todo lo contrario a lo que nos expresan estos profetas resignados: si nos dicen no se movilicen, hay que tomar la calle; si nos dicen no voten, hay que exigir nuestro derecho a participar; si nos dicen confórmense, ya se irá Piñera ¡les diremos no, a este lo queremos botar!

Nuestra única vía para recuperar nuestro presente e ir por una educación estatal, universal, gratuita y feminista; por el fin de los pacos y la represión; por trabajo dignos, sin explotadores; por el fin de la violencia patriarcal; por una verdadera democracia, sin clases; por un futuro respirable, frenar la contaminación. Con propuesta les respondemos.

La salida es sí o sí anticapitalista

La historia nos ha demostrado que ninguna clase social entrega el poder sin resistir y así lo demostró nuestra revolución, represión y pactos atrás del pueblo. Tienen mucho que perder y lo cuidan. Nosotres, la juventud y la clase trabajadora no tenemos nada que perder y así también lo demostramos, no nos intimidaron ni los pacos ni los milicos.

A esa entrega hay que sumarle estrategia, clave para transformar todo e ir más. Hacer anticapitalismo y construir oposición a la derecha y al malmenorismo para que en los momentos definitorios exista una alternativa que no pacte. Organizar la rebeldía contra todo este sistema.

Eso hacemos en el Movimiento Anticapitalista: coordinamos todo colectivamente, democrática y aplicamos unitariamente nuestras acciones; nos autofinanciamos de forme independiente, sin patrones ni el Estado; luchamos contra la hipocresía burguesa y su moral medieval.  Porque quedó confirmado, sin fuerza revolucionaria vienen los de siempre.

Es por eso que hoy más que nunca, les secundaries y la juventud les invitamos a tomar la política para ir por una Asamblea constituyente libre y soberana con nosotres como protagonistas para imponer nuestras demandas, no soltando las calles para sacar a patadas a los pacos y a Piñera para que de una vez por todas gobernemos quienes nunca hemos gobernado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *